sábado, 31 de enero de 2015

"Perdona, te he visto mirando por la ventana, queriéndote morir. Y me preguntaba, si tal vez, quisieras hacer por mí o conmigo." Irene X.


A veces te gustaría fumar para matar toda la rabia que llevas dentro. Te preguntas hasta cuándo va durar esta guerra de tú contra el mundo, hasta cuándo vas a tener que seguir tirando de ti, de él, de todos. Te gustaría saber cuántos de verdad estarían dispuestos a seguirte si te fueras. 

Solo quieres escuchar a alguien preguntar: "¿estás bien?" para poder mirar a ese alguien y decirle que ahora sí, que ya te has dado cuenta de que algunas personas están destinadas a cargar con el peso del mundo sobre sus hombros. Que es normal tener ganas de vez en cuando, aunque sean de llorar. Que es cierto que asusta ver la escarcha invernal entre tus pestañas y saber que podrías dejar el carro del que llevas tirando toda la vida para poder descansar en el caos. 

Y claro, te he visto así, mirando por la ventana, queriéndote morir, y me preguntaba si tal vez quisieras hacerlo por mí o conmigo.


No hay comentarios:

Publicar un comentario